Atlético Nacional despertó del sueño intercontinental

Los verdes paisas que se veían soñando en un partido por la final del mundial de clubes frente al Real Madrid despertaron en medio de una pesadilla en la madrugada del miércoles 14 de diciembre, no terminaban de levantarse de los brazos de “Morfeo” los aficionados de Atlético Nacional cuando en media hora de partido se vieron sorprendidos por una pena máxima decretada por el juez central, el húngaro Viktor Kassai, quien recibió asistencia arbitral por parte de un video en una nueva norma instaurada por la FIFA.

Shoma Doi hizo el lanzamiento desde los doce pasos para anotar el primer gol del Kashima Antlers, luego de varios minutos después que el referí analizaba la ayuda tecnológica, tras ese impase los colombianos se fueron encima de los asiáticos para buscar el empate y la remontada, sin embargo los japoneses estuvieron bien ordenados en las líneas defensivas y evitaron cualquier amenaza de gol de Atlético Nacional.

En la segunda etapa el equipo verde de Antioquia siguió intentando por todos los medios pero se encontró con guerreros nipones, que corrían y tocaban el balón con la velocidad de un samurái, a los 83 minutos de juegos Yasushi Endo dio un golpe que dejó moribundo a los paisas poniendo el marcador 2-0, pero 120 segundos después Yuma Suzuki aventajó y dio la estocada final que volvió más negra la pesadilla de los verdes que despertaron en medio de una derrota penosa.

Ayuda tecnológica

La medida del replay fue puesta disposición del fútbol en un encuentro amistoso entre Francia e Italia, en ese partido de prueba funcionó para resolver varias polémicas una de ellas fue una posible mano de Kurzawa, que pedían los jugadores italiano fuera sancionada a su favor, posteriormente se demostró que no hubo contacto entre la extremidad y el esférico. Pero de manera oficial se utilizó por necesidad en el duelo de Nacional y Kashima Antlers, aquí nmanejo el sistema de video-arbitral en dos oportunidades,  en la ya mencionado penal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *